MEDITACIÓN por Shri Yogendraji

La enseñanza de la Meditación se ha convertido en una profesión, creando una profunda confusión en el hombre de hoy. ¿Qué es realmente la Meditación?

               med_04_sxc  La MEDITACIÓN ya era conocida antes de la época de Patañjali. Durante los periodos Védicos y Upanisádico, había individuos que se sentaban bajo los árboles en profunda contemplación. Era una forma de establecer contacto con la Realidad. Posteriormente pasó a formar parte de la estructura de los estudios del Yoga. La secuencia de la investigación y estudio del Yoga consistía en indagar en primer lugar sobre el mundo externo, porque era el campo que el hombre podía controlar mejor voluntaria y conscientemente. El control de la mente era un proceso de gran dificultad, así que se dividió en dos partes. Los procesos psico-físicos se incorporaron en primer lugar dentro de la esfera de Bahiranga Yoga. Cualquier persona podía comprender y acceder a este tipo de estudio de Yoga externo. El Yoga interno por su parte, se ocupaba de la mente y los procesos internos, que eran más difíciles de enseñar a la mayoría de las personas. La Meditación formaba parte del Yoga interno.

               En la actualidad, hay individuos que quieren aprender de todo y piensan que simplemente con pagar pueden aprender la Meditación. Esta demanda les viene bien a personas e instituciones sin ningún tipo de escrúpulos, que por unas monedas enseñan un tipo de meditación instantánea. La Meditación requiere una larga preparación y una correcta compresión de los estados de conciencia que ascienden al hombre hacia lo supra-normal. Un individuo común, sentado con los ojos cerrados, que llaman meditación, difícilmente puede llegar a ser consciente o entrar en contacto con los estados superiores de conciencia.

               Es difícil para el hombre común superar la esfera de pensamiento normal. Se han preparado diferentes métodos y consejos, primero para que se haga consciente de sí mismo y posteriormente, conducirlo hasta los niveles de conciencia más elevados. Lo prioritario es eliminar aquellos factores dentro de la chitta (complejo de personalidad) del hombre que agitan y desequilibran su personalidad. No se puede producir la Meditación, a menos que estos factores citados que poseen la mente del hombre, hayan sido debilitados.

               Patañjali dice que antes de iniciarse en la Meditación, se deben dominar determinadas prácticas físicas, mantener la armonía en ellas, dominar la técnica,  generar quietud y una concentración mental uni-direccional. Hay que comenzar por el cuerpo, aprendiendo a controlar el sistema muscular y nervioso. Seguidamente viene el control respiratorio que afecta directamente al proceso de pensamiento. Todos los sistemas religiosos y espirituales, que lo han incorporado del Yoga, insisten en la necesidad de una postura inmóvil y el control respiratorio como preparación para la Meditación.

             med_01_sxc   ¿Qué es la meditación auténtica? Los pensamientos no existen en el estado de Meditación, la mente es como la superficie de un lago en calma, es un espejo, nada se mueve, todo es quietud. Además de esta profunda quietud la mente debe estar enfocada sobre un solo punto. Antes de iniciarse en Meditación uno debe familiarizarse y saber sobre los diferentes estados de conciencia. Si deseas subir al séptimo piso, debes abandonar el segundo, no puedes estar en dos pisos al mismo tiempo. La Meditación pertenece a una categoría muy elevada de conciencia, no se puede experimentar en la vida ordinaria, de cualquier manera. Ha de crear un nuevo carácter por sí misma. El nivel supra-consciente no está disponible como una herencia accesible para la experiencia común, ha de ser descubierto. No viene a todos de forma repentina por naturaleza, los veedores lo buscaron, lo investigaron, desarrollaron técnicas para que el hombre común pudiera acceder a los niveles más elevados de conciencia, siguiendo cuidadosamente la guía de un experto.

               Si deseas tener una Meditación muy segura, y tener éxito, debes tener buena salud física, que no genere interferencias o problemas. Un individuo con dolor no se puede concentrar, ni centrar la mente. La primera prescripción de Patañjali es “Inmovilidad física”. La postura armoniza el organismo, control y restricción pueden estabilizar la mente erradicando las modificaciones. La mente también puede conseguir estabilidad invocando la presencia de ISVARA, elevando así el nivel de conciencia desde lo mundano hasta lo extra-mundano. Una persona que consiga mantener la mente serena y genere el sentimiento de “El UNO”, aquél que jamás ha sido afectado por nada, puede alcanzar la meta de la meditación.

               La meditación es un proceso, una secuencia que va originándose a raíz de la estabilidad de la mente. Los estímulos del mundo exterior quedan en un plano lejano. A continuación la mente debe emplearse en algo determinado, algo que el individuo pretende considerar, un pensamiento, una idea, un símbolo, cualquier cosa. Una la mente está en perfecta calma y en profunda absorción sobre un punto, sobreviene sobre el individuo una nueva conciencia, nace una nueva luz que nunca antes había conocido. A partir de aquí, el conocimiento ordinario adquirido hasta ahora a través de los sentidos y el intelecto, parece algo insignificante. Se desarrolla una conciencia nueva, el conocimiento que va surgiendo a partir de este momento es más genuino, más directo y verdadero, auténtico.

541766_35710921

               En la Meditación se transita de lo más burdo hacia lo más sutil; el proceso discursivo se extingue, cesa toda deliberación; el proceso intuitivo toma el mando. Los factores externos no afectan para nada; uno es ajeno al mundo exterior y a cualquier experiencia o estímulo que surja de él; ahora sólo existe la experiencia de la Meditación.

               Todo esto no llega fácilmente, requiere un trabajo arduo. Nadie te puede ayudar, debes transitar estado por estado en soledad. Es un proceso interno. Nadie puede hacer este tipo de regalos, es una meta que debe conseguir el individuo por sí mismo. Es un esfuerzo personal e íntimo por alcanzar los estados superiores de conciencia. Tampoco sobreviene por la gracia de un maestro; aunque una buena guía sea imprescindible, pero al final lo que verdaderamente cuenta es la experiencia propia.

Notas tomadas por Shri Harold Sequeira, de una charla ofrecida por Shri Yogendra el 2 de setiembre de 1.980.

 

YOGA CLASICO CANTABRIA © 2019 Todos los derechos reservados

Powered by WordPress